Carillas de composite y Carillas porcelana en Dental Terrassa
Carillas dentales en Kenzen Dental TerrassaEl origen de las carillas se remonta a los años veinte entre los actores de “hollywood” que querían aparentar una perfecta sonrisa en sus rodajes, pero tenían el problema de no poder fijarlas completamente y se limitaban a rodar con ellas y quitarselas en cuanto se acababa la escena.

Cuando toman fuerza las carillas es una vez se descubre la posibilidad de utilizar cementos de resina para fijar las carillas al diente, y a día de hoy es uno de los métodos más requeridos para la estética dental más comprometida.

El uso de las carillas consiste es usado para varias causas:

Disimular y enmascarar defectos en el color que no se ha podido solucionar con el blanqueamiento dental
En la simetría de los dientes, corrigiendo las alteraciones del tamaño o forma de los dientes
El uso de carillas dentales permite mejorar el aspecto general de nuestros pacientes, dándoles una estética dental que de otra forma sería casi imposible de conseguir.
En Kenzen Dental Terrassa, utilizamos dos tipos de Carillas:

Carillas de composite: Están indicadas en casos con dientes con formas irregulares, tamaño alterado y presencia de espacios oscuros entre los dientes. El tratamiento consiste en aplicar sobre los dientes un material de su mismo color que se moldea dándole la forma deseada y que se adhiere a la superficie dentaria con un grabado ácido. No es necesario colocar anestesia local puesto que es un procedimiento totalmente indoloro y reversible, pudiéndose modificar si lo consideramos necesario. De esta manera, conseguimos darle a los dientes la forma y el tamaño que deseemos de manera sencilla y nada agresiva.
Carillas de porcelana: Son delgadas láminas hechas a medida en el laboratorio que se cementan en los dientes para darles el tamaño, la forma y el color necesario. Son necesarias varias visitas puesto que primero se debe rebajar ligeramente el grosor del diente, luego tomar medidas, mandarlas al laboratorio de prótesis para posteriormente cementar la carilla en la superficie del diente. A diferencia de las carillas de composite, este proceso es irreversible.

Share This